Mi tiempo

Creo que lo dejaré para mañana; nada es tan urgente. He pensado mucho en ello, a veces diría que demasiado, y he llegado a la conclusión más razonable: Nada es tan urgente, nada. Al principio tuve la opinión contraria, siempre pensé que la vida no podía esperar ni aplazarse, debía Leer más…